Cuba y el exilio: desajustando la la ley de ajuste cubano

En un reciente articulo de Nora Gàmez, los abogados Kurzban y Urizar dan en el clavo con sus argumentos al señalar que la Ley de Ajuste Cubano nunca ha sido una ley de asilo, y que la reforma propuesta por congresistas cubano-americanos convertiría lo que durante años ha sido percibido por inmigrantes de otros orígenes como una norma discriminatoria en algo que choca de bruces contra el concepto de derecho de asilo, haciéndola también discriminatoria, ahora y absurdamente, contra los propios cubanos “ajustados”.

Yo hasta pudiera servir como “poster boy” de lo lejos que ha estado siempre esta ley del concepto de asilo político. [Read more…]

Cuba and its exiles: the un-reality show

It is becoming ever more evident that many of our Cuban neighbors in Miami are simply incapable of overcoming the old attitudes, emotions and thinking patterns that keep them living through an endless nightmare (plainly justified in many cases by their terribly painful personal experiences) that leaves no room for adjusting to a new scheme of things, a new process, that will rule the relationship between Cuba and the United States from now on (unless someone in the island makes yet another foolish mistake).

The latest link in our long chain of frustrations (with our expectations for an imminent “Castro’s Final Hour”, with the “betrayal” of other Latin American nations, with the OAS, with the UN, etc., etc.) seems to be Alan Gross’s avowed purpose of working for a better relationship between Cuba and his country.

For the presumed “leaders” of our exile community -whose arguments often sound like little more than unimaginative talking points illiberally provided to them from a single source or oracle (the latest a comparison between Mr. Gross’ denture and that of the Cuban spies exchanged for him last December)- it is impossible to understand Mr. Gross new vocation. [Read more…]

“Conozca Cuba primero y opine solo después”…

Es cada vez mas evidente la incapacidad de muchos de nuestros vecinos Miamenses a la hora de intentar superar los viejos esquemas que los llevan a vivir en una pesadilla permanente (justificada en muchos casos por el sufrimiento personal) en la cual no hay espacio alguno para lo que es, a todas luces, un esquema totalmente nuevo que rige y regirá por un buen tiempo (y salvo que a alguien en la isla se le ocurra un nuevo disparate) la relación entre Cuba y los EEUU.

El ultimo eslabón en nuestra larga cadena de frustraciones y desengaños (con las expectativas de una inminente “hora final” del régimen, con las promesas incumplidas de varios presidentes de los EEUU, con la falta de solidaridad de las naciones hermanas, con la OEA, con la ONU, con el Vaticano, en fin…) es la vocación de Alan Gross por volver a Cuba y por trabajar por una mejor relación entre la isla y su patria.

Para los presuntos “lideres” del exilio -los que revisan dentaduras y ensalzan las bondades de las cárceles americanas (que seguramente serian privatizadas si de ellos dependiera)- resulta incomprensible que Gross actúe como lo está haciendo. [Read more…]

Cuba en la Cumbre: Entre encuestas, gritos y golpes

Se vieron, se saludaron, se elogiaron y conversaron en la Cumbre de Panamá.

Pero aquí en Miami solo se habla de una serie de videos bochornosos que le han dado la vuelta al mundo y que ponen en duda la viabilidad de llegar a una sociedad civil cubana que además sea plural y civilizada.

La vocación por ahogar con gritos y golpes ciertas expresiones de desacuerdo e insatisfacción con el sistema imperante parece continuar incólume en una Cuba que cambia cada vez mas en otras facetas importantes.

La vocación de cierta parte del exilio cubano por auto-engañarse al considerarse intérpretes de los deseos del pueblo cubano difícilmente permanecerá incólume frente a una reciente encuesta que arroja datos como estos:

El 80 % de los cubanos tienen una buena opinión del Presidente Obama (la mayoría de los cubano-americanos que fueron golpeados frente a la embajada cubana en Panamá no lo pueden ver a Obama ni en retratos); mas del 90 % de los cubanos en la isla quieren que se levante el embargo, mientras que los “representantes” del exilio acosados ante el busto de Martí en el Parque Porras se aferran a ese tipo de sanciones; y mas del 90% de los cubanos encuestados ven con esperanza el camino iniciado por nuestros dos países el pasado 17 de diciembre, mientras nuestros vapuleados vecinos de la ofrenda floral quieren descarrilar esas conversaciones (el caballero grandote que aparece enfrascado en una sesión de kick-boxing con el señor bajito y fornido –identificado como un oficial de la inteligencia cubana- declaró abierta y públicamente en la TV Miamense que su “delegación” estaba orgullosa de haber logrado su objetivo (¡??!) en Panamá, y lo dijo antes de que se iniciara la Cumbre)… [Read more…]

Cuba: Formidable Obstacles Remain

An article in The Economist Magazine about the thaw in US – Cuba relations points out “Although the mood is giddy, the obstacles to trade and investment remain formidable”

And not just to trade and investment, as several videos the whole world has recently seen of the shamefully uncivil encounter in Panama between two different sides of Cuba’s Civil Society clearly shows.

The knack for beating up and shouting down those who oppose the (single) party line is still pervasive in a Cuba that is otherwise changing in many important aspects.

And the delusion of those who claim –without any evidence, other than a money trail- to represent the Cuban Diaspora that they also “represent” a majority of the Cuban people was made evident by the first private independent poll –sponsored by the Washington Post and the Univision and Fusion TV networks- taken inside Cuba since the late fifties. [Read more…]

Cuba: Refutando prejuicios sobre su futuro

El propósito de este humilde escrito es el que describe su titulo. Y la intención de quien lo escribe es dejar de lado sus propios prejuicios a la hora de escribirlo.

Quienes hemos tenido la dicha de ver y vivir la transformación de Miami en los últimos 35 o 40 años, convirtiéndose en una ciudad casi tan maravillosa como Rio, y casi tan cosmopolita como cualquiera de las grandes capitales del mundo, conocemos de primera mano la noble influencia que la llamada diáspora cubana (y hoy por hoy las de varias otras nacionalidades) ha tenido en dicha transformación.

Pero hay ciertas ideas, conceptos y prejuicios que permanecen, en la mente y en el corazón de muchos de mis vecinos de origen cubano, inmunes e inmóviles ante esos procesos de transformación que ha atravesado Miami. Es a esos prejuicios –que en muchos casos, y en mi modesta opinión, derivan en el autoengaño- a los que me quiero referir.

La mayoría de esos prejuicios están anclados en esta tesis que, seguramente, comparten muchos de los cubanos de Miami (y de los EEUU en general):

Cuando desaparezcan los Castro, el pueblo cubano deberá diseñar un nuevo sistema político y económico. Ese pueblo rechazará el legado totalitario de los Castro y abrazará las ideas de democracia, economía de libre mercado y estado de derecho, que deberán plasmarse en una nueva constitución.  [Read more…]

El caso Nisman: convicciones sin convictos

Desde que a mediados de enero se comenzó a gestar esta última –e invariablemente deslucida y perdedora- gesta heroica del “movimiento Anti-Kichner” en mi primera patria adoptiva, la Argentina, vivo en un estado de “deja vu otra vez”, como decía Yogi Berra.

Muchos de mis compatriotas cubanos piensan que el haberme criado en la Argentina me convierte en un ser deficitario, pero yo no lo veo así, y le doy gracias a Dios cada día por haberme criado en la Argentina, y no en los Estados Unidos o en la Cuba donde nací. Si bien es cierto que soy el que soy, cultural e idiosincráticamente, debido a esa circunstancia que me convirtió en un Cubargie, no me puedo imaginar a mi mismo sino con esa visión del mundo (y de la Argentina) que me permite ver “el caso Nisman” -desde un primer momento- desde una perspectiva que no es la de la mayoría de los apóstoles de la democracia “liberal”, de la libertad de expresión, del estado de derecho, de la independencia del poder judicial, y de tantas otras “instituciones” que esos apóstoles defienden a grito pelado pero que definen de una forma tan simplista que se les hace cada vez mas difícil defenderlas cuando llega la ocasión.

Y es que la película del caso Nisman yo ya la he visto; de hecho la hemos visto todos -aunque muchos parecen no querer recordarla-, y no solo el pueblo argentino, sino que se exhibe en los cines de muchos otros pueblos también. [Read more…]

La Justicia como Pilar del Estado

En un mundo cada vez mas cercado por el consumismo, la capacidad de venta –de lo que sea: productos, servicios, ideas u otras modas- es la clave para conseguir el dinero y el poder en cualquier sociedad. Y la llamada globalización ha exasperado el ansia por incrementar esa capacidad de venta en todos los rincones de nuestro maltratado planeta.

En los Estados Unidos de América, mi país, somos muchos los que estamos preocupados por el cerco del consumismo, que, en el campo de las ideas actualmente “vigentes” como parte del statu quo –y que se venden como cualquier otro objeto de consumo y con una inversión muy generosa en su mercadeo por parte de los interesados en mantener ese statu quo- se acompaña con una amañada simplificación de las mismas. Esa simplificación facilita, a través de la repetición ad nauseam de dichas ideas, invariablemente maniqueas a la hora de competir con cualesquiera otras ideas, el lavado de los cerebros de la vasta mayoría de mis conciudadanos. Y convengamos, aun quienes estamos preocupados por ese estado de cosas en los EEUU, en que nuestro país sigue siendo el “numero uno” en el mundo si de capacidad de venta se trata, circunstancia que no hace sino aumentar mi propia preocupación.

Entre los muchos componentes de ese ideario de consumo masivo en los EEUU –yo lo llamaría “populista”, si no fuera porque los vendedores de ese mismo ideario se apropiaron de esa palabreja para descalificar a cualquier ideario opuesto al de ellos- encontramos la veneración por las “instituciones”, clave para entender nuestro buen pasar en los EEUU, y en varios otros países “desarrollados” (cuyas “instituciones”, en muchos casos, difieren de las de los EEUU, sin que por eso se mosqueen los vendedores de ideas), y el supuesto desmadre imperante en países que no aplican el ideario (y las instituciones) que se pretende vender. Esto ultimo es transparentemente falso, pues muchos de esos países desordenados han copiado casi textualmente el marco institucional de los EEUU, pero claro, nos dicen los vendedores, eso les pasa porque no leyeron las instrucciones a cabalidad. [Read more…]

“Superficie” rights and Usufruct in Cuba: Are they “real”, “title insurable” rights?

THIS PAPER WAS WRITTEN ALMOST TWO YEARS AGO, BUT REMAINS, FOR THE MOST PART, FULLY CURRENT

 

IIntroduction

I have been a lawyer for the better part of the past 37 years of my life, first trained as one in Argentina, where my classmates still call me “el cubano”, and later (since 1985) becoming a member of the Bar in Florida, where few believe me when I tell them I am as Cuban as they are.

If I have to single out one valuable lesson I have learned over the years I have spent acting as interpreter and bridge between the Civil and the Common Law systems, mostly in the area of property rights and international real estate transactions, that lesson would be to avoid falling into the confusion pitfall of trying to translate legal terms and concepts from one system into the language –or legalese- and “culture” prevailing in the other one.

That is why I have stayed away from using “Surface rights”1 and opted for sticking to the Spanish ‘Superficie” –which happens to match the name given to this right in its original version, under Roman Law- used in the Cuban Civil Code for this type of “derecho real” –here we go again- that is the central topic of my little essay.

I do not mean to write for lawyers, and I believe the topic of property rights in Cuba should be first considered from the perspective, the priorities and the needs of regular Cubans in the island (the proverbial “cubano de a pie”) and not those of investors. But this paper has to fit into what my colleagues in the panel and I have chosen as the general theme of our respective presentations, so I will try not to digress away from what I assume are (or will be) the main concerns of those who may eventually venture with their capital into Cuba. [Read more…]

The New OFAC Rules for Cuba

For many years, I have avoided advising anyone about how to navigate the turbulent waters of what are known as the OFAC rules and regulations which are supposed to tell us all US subjects what we can and cannot do in interacting with Cuba and its people.

And I have avoided them because I have always found them devoid of much sense, and even antithetical to what most lawyers I know and respect would consider “good law”, especially if, before calling a law “good” we need to see behind it a couple of elements that have always been absent, in my humble opinion, from these OFAC rules for Cuba: that “good” laws reflect the guiding principles of the society enacting them, and that a wide majority of the members of that society effectively support them. [Read more…]